¿Cuál es la temperatura ideal para tomar vino tinto?
temperatura-ideal-vino-tinto

¿Cuál es la temperatura ideal para tomar vino tinto?

Probablemente sea una de las dudas más habituales en el momento en que compras una botella para después servirla: ¿cuál es la temperatura ideal del vino tinto?, o lo qué es lo mismo, ¿a qué grados debe estar cuando lo echamos en una copa?

Ni qué decir tiene que dará lo mismo que sea verano o invierno; conseguir atrapar todos los sabores y olores de un vino tinto resulta mucho más delicado que cuando hablamos de un blanco o un rosado, y por ello hay que servirlo a los grados adecuados con el objetivo de sentirlo en toda su esencia. Así pues, apunta, porque tus dudas se disiparán cuando acabes de leer nuestras recomendaciones. Entonces podrás abrir tu botella de Protos y la disfrutarás como nunca.

¿Cuál es la temperatura ideal para el vino tinto?

A qué temperatura se bebe el vino tinto

La temperatura es uno de los factores que más pueden alterar un vino, y como cada uno tiene unas características particulares, la manera de conservarse y servirse será distinta. Ten en cuenta que su aroma y su sabor pueden verse totalmente alterados por este factor. De ahí que para llegar a conocer a qué temperatura se bebe el vino tinto, antes tienes que tener resueltas otras dudas:

¿Cómo y dónde conservar el vino tinto y a qué temperatura?

Por ejemplo, si estamos tratando de conseguir la temperatura ideal para nuestro vino tinto Ribera del Duero, debemos saber que no puede verse expuesto a alteraciones bruscas en el clima que le rodea, ni a vibraciones ni a la luz natural. Si queremos conservar nuestro vino tinto de forma óptima, debemos tener en cuenta que la temperatura ideal será entre los 14ºC y 16ºC, de modo que debemos buscar una habitación con esta temperatura o, si somos unos grandes amantes del vino tinto, hacernos con armarios climatizados para lograrlo.

También hemos de tener en cuenta que el corcho de la botella debe estar siempre húmedo en la parte interior, en contacto con el vino y, por lo tanto, este debe almacenarse en posición horizontal.

¿Qué hacer justo cuando lo vas a servir?

Hay otras dudas habituales. Por ejemplo, ¿hay que abrirlo un tiempo antes de servirlo? o ¿cómo podemos mantener la temperatura para que no pierda sus propiedades entre copa y copa? En ambos casos, la respuesta depende más del sentido común que del propio vino.

Como sabrás, lo mejor es abrir una botella y dejar que se oxigene un mínimo de 40 minutos –aunque sabemos que no siempre es posible–. En este caso, lo más adecuado para mantener la temperatura es hacerlo en una estancia donde no se vaya a calentar.

Igualmente, si el ambiente es muy caluroso, lo mejor para mantener la temperatura del vino es meter la botella en una cubitera de hielos o agua o rodearla con alguno de los accesorios que se comercializan para tal labor. De ese modo, no se calentará y seguiremos degustándolo a la perfección.

¿Cuál es la temperatura ideal para el vino tinto y de qué depende?

Es muy habitual creernos el falso mito de que la temperatura ideal para el vino tinto es la “temperatura ambiente”. Sin embargo, este término –acuñado en Francia cuando las casas no disponían de calefacción y las botellas se conservaban en bodegas para servirse tiempo después de estar en una habitación a la temperatura recomendada (16 ºC)– dejó de tener sentido cuando en cualquier lugar donde disfrutamos de estos vinos, comenzamos a disponer de calefacción.

Por lo tanto, para saber a cuantos grados debe estar el vino tinto, hay que tener en cuenta sobre todo qué tipo de vino es. En el caso de los vinos crianzas y reservas, estos deberán servirse entre los 14-16ºC . Sin embargo, para poder disfrutar de un buen rosado o blanco, habremos de tomarlo a unos 7ºC.

¿Cuál es la temperatura ideal para el vino tinto?

Dudas frecuentes sobre la temperatura del vino

Para acabar de resolver las dudas recurrentes sobre la temperatura ideal de nuestro vino tinto Ribera del Duero, no olvides lo siguiente:

¿Puede meterse el vino tinto en la nevera?

Aunque es muy habitual conservar cualquier bebida en la nevera, sobre todo si estamos en verano, esto es un error en algunos casos. La temperatura ideal del vino tinto nunca la encontraremos en nuestra nevera, y, por lo tanto, el ambiente frío y seco le hará perder aromas, matices y alterará alguno de sus componentes. Una vez abierta, si no la hemos acabado, lo mejor para conservar el vino tinto es tapar la botella con una bomba de vacío manual y, en lugar de guardarla en la nevera, procurar mantenerla en un lugar fresco y oscuro.

 ¿Qué ocurre si lo tomo más frío o más caliente?

Tal y como hemos comentado antes, la “temperatura ambiente” ya no existe, ni la nevera es su mejor aliado. Eso sí, tenerlo a 40ºC fuera tampoco lo es, ya que el vino tinto perderá todas sus cualidades y esencia. Si lo tomamos muy frío, el vino perderá sus aromas, y si la temperatura es muy alta, se acentuará tanto la acidez como el alcohol, con lo que el sabor del vino se perderá.

¿Estás preparado para disfrutar de tu vino tinto Ribera del Duero con la temperatura ideal? ¿Sigues con dudas? Visítanos en Bodegas Protos, y estaremos encantados de resolvértelas.

Entradas anteriores